“Toma unos días de vacaciones…”

0
34
alerta digital

Cursor, la revista de tecnologías de la información del diario La República, estuvo vigente del 15 de mayo de 1990 hasta octubre de 1992. Su breve existencia marcó el inicio de las publicaciones de TI en Perú y en América Latina. En noviembre o diciembre de 1991, El Comercio empezó a publicar PC World y mi amiga Franca Cavassa fue la editora durante los años que esta revista se distribuía gratuitamente con el decano. PC World reinó durante la década del 90 y principios de este siglo.

Después de Cursor yo pasé a otros diarios nacionales como editor de revistas especializadas y siempre ponía en el mercado alguna revista de TI como Programa y Tecnología.com en Expreso, Telebyte y Random en El Mundo, PCmás en La República (1999-2000), entre otras publicaciones, como EcoNatura, revista especializada en deportes de aventura, turismo y algo de medioambiente.

Durante mi tiempo en Cursor las cosas se pusieron especiales porque el entorno era complicado. Los socios fundadores de La República apuntaban a distintos lugares y tenían diferentes tintes o intereses políticos. Solo para mencionarles unos datos: Javier Silva Ruete andaba promoviendo al SODE, su agrupación política; y, Gustavo Mohme Llona era senador por Izquierda Unida. Para variar, al llegar Fujimori al gobierno confundió a muchos y otros se arrodillaron sin el menor tapujo. Se venía el golpe del 5 de abril de 1992.

En estas circunstancias, me encargué de editar Cursor y otras publicaciones como Bienestar y Salud, Nosotros los Alumnos, El Postulante y publicaciones que solo salían por ocasiones especiales. Esta área generaba muchos ingresos a la empresa, ya sea en canjes de productos que necesitábamos o en dinero, que inmediatamente desaparecían, sin que nadie brinde una explicación.

Publicidad

Sin embargo, el éxito editorial y comercial de estas publicaciones no se reflejaba en el bolsillo de los que trabajábamos. Recuerdo haber visto que un ejecutivo de ventas de publicidad exigía su comisión atrasada de varios meses, y la respuesta que recibió fue: “te pago y me das el 5%”.

La publicidad en Cursor era impresionante. Eran tiempos de otros jugadores TI en el mercado peruano. No había internet y el celular estaba en su etapa incipiente en el país. Eran los años de los institutos como IDAT de Roger Amuruz que luego creó la UTP; Cepea, Cesca, CIMA’s, Computronic, Cibertec, Sise, entre otros. La mayoría de estos institutos fueron los principales anunciantes en Cursor.

Este éxito editorial y comercial fue la guillotina de Cursor, porque la angurria de los socios de La República hizo que Gustavo Mohme Llona decidiera cerrar toda el área de publicaciones especiales “hasta ordenar todo”. A mí me dijeron, más o menos así: “Wilder, ve a descansar, toma unos días de vacaciones; te llamaremos una vez que hayamos ordenado esto, pues, los productos del canje están desapareciendo del almacén…”

(continuará)

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tus comentarios