Desarrollo ágil para organizar equipos y alcanzar éxitos

29
DESARROLLO-AGIL-FONDO.

JAIME MOURAOLograr una gestión ágil de proyectos es una de las principales metas de todo líder empresarial, ya que permite la maximización de recursos y, por tanto, de beneficios para la compañía. De hecho, este concepto ha estado asociado a la innovación como principal cambio en el mundo laboral dentro del proceso de creación de un entorno más dinámico y ágil, surgiendo nuevas posibilidades, como los espacios de coworking, el trabajo remoto y el trabajo profesional freelance centrado en los resultados.

Para sobrevivir y continuar creciendo, las empresas deben adaptarse a los cambios. El secreto está en considerarlos oportunidades, en lugar de lastres. Lo cierto es que esta nueva forma de trabajar puede ser realmente beneficiosa para las organizaciones. Por supuesto, para obtener estos beneficios es imprescindible sortear los desafíos planteados por la diseminación de los miembros de un equipo de trabajo en diversas localizaciones.

Por ello, empresarios de todo el mundo empiezan a entender que liderar equipos a través de metodologías ágiles permite alcanzar un alto nivel a lo largo de todo el proyecto u organización, y las razones están relacionadas justamente con la actual velocidad del cambio, la importancia de alcanzar el mercado a tiempo y la necesidad de adaptarse a la transformación digital, agilizando el trabajo en todos los escenarios.

Existen diferentes modelos de implementación y es importante que cada organización decida la forma de trabajo que más se ajuste a su filosofía institucional:

Publicidad
  1. Proceso bajo Pensamiento Sistémico, modelo reformatorio y evita cambios drásticos.
  2. Método para reducir el tiempo Retroalimentación, aborda el reto mediante una metodología que reduzca el tiempo de retroalimentación de cada pieza.
  3. Cultura de ensayo y error, probar nuevos procesos y tecnología buscando retroalimentar el sistema de forma parcial y acelerada.

Cada persona o grupo de personas es responsable de fallar lo antes posible tantas veces como sea necesario para conseguir un ambiente estable de alta productividad y automatización. La idea principal detrás de un equipo ágil es tener un grupo de personas con un objetivo común, que sean flexibles en su forma de trabajo y más adaptables a las modificaciones de requisitos del cliente. Una cosa que los distingue de los equipos tradicionales, es que son individuos autodirigidos y autoorganizados que practican el liderazgo compartido.

Si bien existen problemáticas casi todos los equipos de trabajo, no son irresolubles. El uso de softwares de colaboración empresarial y un liderazgo positivo pueden sortear estas dificultades sin problemas, logrando una gestión ágil que repercuta en el éxito organizacional.

Facilitar la definición de conceptos en común, impulsar una adecuada distribución de trabajo, capacitar a tus empleados de manera continua, guiar al equipo, entre otros; pueden ser algunas de las recomendaciones y consejos para gestionar un equipo. Pero lo cierto es que el principal paso para alcanzar el éxito es determinar el uso de programas que permitan la comunicación interpersonal a distancia y el trabajo colaborativo. Para triunfar, es necesario simplificar los procesos y optimizar los recursos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tus comentarios